Code is law

Code is law, el código es la ley. Este juego de palabras sirvió al teórico de los derechos de propiedad intelectual y profesor de Harvard Lawrence Lessig (1999), para ilustrar que en el futuro no serían las leyes las que dictaran qué es posible hacer y qué no, sino el software que estuviéramos utilizando.